La Falacia del Norteño Tonto: Las motivaciones de Jon Snow en la Septima Temporada

En ensayo que les presento a continuación esta basado casi íntegramente en la serie, y alumbra de manera significativa el rol y las actuaciones de Jon Snow en la ultima temporada y brinda ciertos atisbos de cara a la ultima. contiene spoilers de toda la serie así que atentos.

La Falacia del Norteño Tonto: Las motivaciones de Jon Snow en la Septima Temporada

Traducción del ensayo Fan Theory Corner: The Northern Fool Fallacy and Jon Snow’s Motivations in season 7

Cuanta más gente amas, más débil eres. Harás cosas por ellos que sabes que no deberías hacer. Actuarás como un tonto para hacerlos felices, para mantenerlos a salvo.

Cersei Lannister; Juego de Tronos, 2.7: Un hombre sin honor

 

El final de la séptima temporada de Game of Thrones fue limpio y ordenado. Aunque los villanos de la serie -los Caminantes Blancos y Cersei Lannister- siguen en pie de guerra, los supuestos héroes se dirigen a Invernalia para luchar contra los enemigos sobrenaturales y salvar a la humanidad de la extinción. Con un poco de romance entre Jon y Daenerys, estamos a mitad de camino de una película de Disney, aunque sombría.

A primera vista, este ordenado giro de los acontecimientos no me entusiasma. Pero después de una inspección más profunda – considerando los matices, el diálogo y los elementos del foreshadowing – tengo curiosidad acerca de lo que está en juego bajo la superficie. ¿Qué le pasó exactamente a Jon Snow este año?

“Aquí estoy, un tonto del norte”, se lamenta Jon durante su conversación con Tyrion en los acantilados de Rocadragon en “La Justicia de la Reina”. Jon es consciente de sí mismo – ha cometido errores, y Tyrion le aconseja sobre cómo proceder a pesar de ellos. Mi lectura es que, en este punto, el mal concebido viaje de Jon a Rocadragon cambia de un intento de formar una alianza a una lucha (en gran medida interna) para sobrevivir y escapar.

Antes de su partida de Invernalia, Jon hace un discurso a los banderizos de los Stark:

Todos me nombraron su rey. Nunca lo quise. Nunca lo pedí. Pero lo acepté, porque el Norte es mi hogar. Es parte de mí, y nunca dejaré de luchar por ello, sin importar las probabilidades.

Esto es típico de Jon como lo hemos llegado a conocer – él es del Norte, y es lo primero en su corazón. Pero entonces, un puñado de episodios más tarde, se supone que la audiencia cree que Jon se ha retractado de estas palabras porque se enamoró de la mujer que exigía lealtad a cada paso, y lo encarceló cuando se negó. Algo está podrido en el estado de Poniente.

En última instancia, mi conclusión es la siguiente: el arco de Jon en la temporada 7 no se trata de romance. Más bien, se trata de que él tome el control de una situación incontrolable, y doblegar las demandas de Daenerys para lograr sus fines.

El meollo del asunto es la pregunta de hasta dónde llegará Jon para hacer lo correcto según su promesa de proteger el Norte. Es tiempo de profundizar en el análisis del personaje, la especulación de la trama y la teorización.

La cuestión del consentimiento de Jon

Jon llega a Rocadragon con el propósito expreso de hacer una alianza militar con Daenerys Targaryen, ignorando el deseo de que Daenerys espera que él doble la rodilla. Cuando Jon se entera de este deseo, está listo para regresar al Norte, insistiendo en que no hay “tiempo” para ninguna guerra aparte de la guerra contra los Caminantes Blancos. No hay nada para él en Rocadragon sin la cooperación de Daenerys; también podría regresar al Norte con las manos vacías, pero en general no más o menos preparado de lo que estaba antes del viaje.

Pero Daenerys tiene otras ideas para el rey del Norte, el rey que se niega a renunciar a su gobierno.

-Jon”¿Soy tu prisionero?”

-Daenerys :”Aún no”.

Solo que lo es en gran medida. Cuando Jon y su grupo llegan a Rocadragon, los seguidores de Daenerys confiscan sus armas. Daenerys se queda con todos los suyos, incluidos sus dragones, y deja claro que espera que Jon doble la rodilla en pleitesia, de una forma u otra. Puede que no esté confinado a una celda, pero Jon está siendo retenido en contra de su voluntad, sin ningún medio de pelear o escapar; eso es encarcelamiento. Y Jon se reconoce a sí mismo como prisionero; su consentimiento en el asunto es inexistente.

Desde el principio, la dinámica de poder entre Jon y Daenerys es parcial. Jon es su prisionero o su subordinado, y como tal, está a su merced. Esa puede ser una posición precaria en la que estar, como vimos cuando Daenerys ejecutó a los Tarlys. Jon observa mucho sobre el personaje de Daenerys cuando se enfurece en Tyrion, en la playa, en “The Spoils of War” (El botín de la guerra), antes de irse al Aguasnegras.

¿Cuál es el objetivo de Jon? Sobrevivir y escapar por cualquier medio necesario, lo que resulta difícil. Incluso después de que Jon deja Rocadragon para ir a Guardiaoriente, más tarde se encuentra de nuevo donde empezó: bajo el pulgar de Daenerys, en un barco Targaryen que se dirige a donde ella manda. Una vez más, tiene que poner las circunstancias menos favorables a su favor durante su escena en la cabina del barco.

La falta de libre albedrío de Jon está subrayada por el guión original de esa escena. En un borrador anterior, Daenerys desnuda a un Jon inconsciente mientras yace en la cama y ve las cicatrices dejadas por su asesinato por primera vez. En el corte final de esa escena es Davos, un hombre que Jon conoce y en el que confía, quien lo desnuda, mientras Dany ve las cicatrices como un espectador pasivo. Aunque la versión final de la escena hizo una elección diferente, la versión original es elocuente, ya que da una idea de cómo los productores concibieron originalmente la dinámica de poder entre Jon y Daenerys, y podría insinuar cómo el público debe percibir su relación. Dany desnudando a Jon no es romántico porque Jon, estando inconsciente, no lo ha consentido, ni ha consentido a los momentos previos a él.

Cierto: en “Beyond the Wall” (Más allá de la Muralla), Jon le pide a Gendry que envíe un mensaje a Daenerys antes de que él y sus compañeros queden atrapados en un lago congelado rodeado de espectros, pero se trataba del hecho de que Daenerys tenía los medios para rescatarlos, no del deseo de Jon de volver a ser su prisionero. Incluso cuando Dany llega con los dragones a remolque, Jon está preparado para quedarse atrás en un (nefasto) intento de poner fin a la amenaza de los Caminantes Blancos por su cuenta – es lento para montar a Drogon cuando todos los demás ya han subido a bordo, y parece estar considerando seriamente en ir tras el Rey de la Noche y poner fin a las cosas de una vez por todas.

Otro trozo de diálogo viene de un primer esbozo del guión de “El dragón y el lobo”, el final de la temporada 7. En este borrador, al final de la reunión en la que Jon y Dany deciden navegar juntos a Puerto Blanco, Dany menciona que “tiene algunas cosas que le gustaría discutir con Jon más tarde, en privado”, esencialmente llamándolo a sus aposentos. Esto lleva a la escena de sexo al final del episodio. ¿Y quién es Jon -que ha prometido lealtad a ella como reina, haciéndolo así su súbdito- para negarle tal petición?

El esquema también contiene esta dirección: “Jon entra en la cabina de Dany bajo cubierta, sabiendo exactamente lo que él quiere y lo que ella quiere”.

Esta elección de palabras sugiere que lo que Jon quiere y lo que Daenerys quiere son dos cosas separadas. Si estuvieran en la misma página, el esquema probablemente se habría redactado de forma más deliberada, por ejemplo, “Jon entra en el camarote de Dany bajo cubierta, sabiendo exactamente lo que ambos quieren”, o incluso, “[…] sabiendo exactamente lo que él quiere”. En cambio, la frase sugiere que Jon y Daenerys tienen dos objetivos diferentes, y que Jon está dispuesto a intercambiar “lo que ella quiere” por “lo que él quiere”.

 

Kit Harington habló sobre el desarrollo del personaje de Jon Snow en la temporada 7 para Smile Magazine (el énfasis es mío):

Jon es probablemente uno de los personajes más estables hasta el final. Vuelves con él cada año y no cambia mucho. Siempre me ha gustado eso de él. Pero este año, sí cambia. Se convierte en un político. Después de haber ido al borde del abismo y haber visto cosas que otras personas no han visto, empieza a manipular a la gente – de una manera muy Jon Snow, de una manera muy amable. Ves el cambio más grande en él. Es raro interpretar a un personaje así. Vives con él todos estos años, y a medida que cambia, cambias. Ya no es el tipo de adolescente deprimido. Es un poco más hombre en una misión. Así que este es un buen año para cuidarlo.

Esto concuerda mucho con las palabras del Maestre Aemon a Jon en el quinto episodio de la temporada 5: “Mata al muchacho, Jon Snow. Ya casi llega el invierno. Mata al niño y deja que nazca el hombre”*

Pero la pregunta es: ¿A quién está manipulando a Jon y por qué? ¿Con quién tiene que hacer el papel de político?

Jon Snow está peleando contra los Caminantes Blancos, pero no se puede jugar a los políticos con ellos. Jon también tiene que tratar con Cersei Lannister, pero no intenta manipularla durante la cumbre en Pozodragon. Más bien, es completamente honesto en cuanto a comprometerse con Daenerys cuando manipular y mentir podría haberle servido mejor, como señala Tyrion. La única otra candidata es la propia Daenerys.

Jon está jugando el juego político. No está, como Sansa advirtió, actuando precipitadamente como hicieron Ned y Robb; es más consciente de los peligros de su posición, y responde en consecuencia.

En la primera temporada, Ned puso todas sus cartas sobre la mesa para Cersei, diciéndole que él sabía del verdadero parentesco de sus hijos y planeaba revelárselo todo a Robert. Esa pudo haber sido la opción honorable, pero condujo directamente a la caída de su familia. En la séptima temporada, Jon no le regala nada a Daenerys, sino que se adapta a sus demandas y preferencias para poder ganarse su libertad. Jon no arriesga la seguridad de su familia.

Jon no permite que Daenerys lo conozca íntimamente, asegurándose de que no tenga nada que usar en su contra en caso de que su alianza se agriete. Esto podría explicar la callada reacción de Jon cuando se entera de que Bran y Arya están vivos y en Invernalia. También es por eso que Jon nunca le cuenta voluntariamente a Daenerys sobre su asesinato a manos de la Guardia de la Noche, incluso deteniendo a Davos cuando está a punto de decir demasiado en “La Justicia de la Reina”. Cuanto menos sepa Daenerys, mejor. Jon, sin embargo, discute libremente el asunto de su resurrección con Beric Dondarrion (aunque sólo después de que Tormund se lo dijo a Beric fuera de la pantalla), así que no es como si se opusiera completamente a tal conversación.

De hecho, incluso en el quinto episodio de la temporada – “Eastwatch” – Jon minimiza cualquier conexión que tenga con la Reina Dragón(el énfasis es mío):

Vine aquí, sabiendo que podrías hacer que tus hombres me decapitaran o que tus dragones me quemaran vivo. Puse mi confianza en ti, un extraño, porque sabía que era la mejor oportunidad para mi gente, para toda nuestra gente. Ahora te pido que confíes en un extraño, porque es nuestra mejor oportunidad.

Jon todavía considera que él y Daenerys son extraños. Con sólo dos episodios de la temporada por delante, todavía hay una desconexión emocional en el final de Jon. Eso no significa exactamente “romance épico”.””**

Kit Harington no interpreta a Jon Snow como un hombre enamorado, sino como un hombre dispuesto a hacer lo que sea para alcanzar sus metas. Está constantemente aplacando a Daenerys, diciéndole lo que ella quiere oír o al menos endulzando sus observaciones para evitar cualquier reacción. Véase especialmente: La reacción inicial de Jon a Daenerys cuando comenta sobre lo “hermosos” que son sus dragones en “Eastwatch”.

Daenerys: “Son hermosas, ¿no?”

Jon: “No es la palabra en la que estaba pensando, pero…”[con la mirada de Daenerys] “…pero sí, lo son. “Bestias hermosas”.

Jon cambia su incredulidad de luz por aquiescencia cuando se da cuenta de que a Daenerys no le gusta criticar a sus “hijos”. Esto también es evidente cuando Jon le aconseja que no queme la Fortaleza Roja en respuesta a la victoria de Cersei en Altojardin en “The Spoils of War”. Y mientras Daenerys sigue su consejo, ella continúa destruyendo la comida que Jaime y su ejército habían traído del Dominio, comida destinada a la gente común en Desembarco del Rey que ella dice representar. Daenerys no quema a la gente en sus casas, pero los condena al hambre en medio de la guerra.

En Pozodragon, Jon hace lo mismo: Daenerys habla de cómo los Targaryens no son nada sin sus dragones, y Jon le asegura que sigue siendo algo especial. Porque Jon Snow sabe dos cosas: una, que el dragón/el fuego mata a los espectrosy a los Caminantes Blancos; y dos, a través de sus interacciones con Daenerys, así como de su conversación con Missandei en Rocadragon, Daenerys se siente atraída por su propio personaje de “reina liberadora”. Necesita que Daenerys confíe en él, porque es probable que los norteños la rechacen.

Considerando esto, es extraño que casi nadie haya sugerido la posibilidad de una alianza matrimonial entre Jon y Dany. Eso podría promover la buena voluntad, reconciliar la mala sangre entre las Casas Targaryen y Stark, y asegurar que los Caminantes Blancos se enfrentarán a un frente unido cuando llegue el momento. Es el tipo de solución que Tyrion, Varys o Davos podrían proponer, pero la única persona que lo menciona es Meñique, de entre todas las personas, cuando habla con Sansa en el final de la séptima temporada.

¿Por qué no se tiene más en cuenta este ángulo? En pocas palabras, es porque el supuesto “romance” entre estos dos no es lo que podría parecer a primera vista.

A lo largo de Game of Thrones, los artistas han demostrado una aptitud especial para escribir una variedad de romances, desde no correspondidos a prohibidos, trágicos a sanos, disfuncionales a estables, incluyendo Ned/Cat, Robb/Talisa, Jon/Ygritte, Jaime/Cersei, Jaime/Brienne, Jorah/Daenerys, Drogo/Daenerys, Sam/Gilly, y Missandei/Gusano Gris, por nombrar algunas de las parejas más notables.

Teniendo esto en cuenta, ¿por qué la relación entre Jon y Daenerys es tan deficiente? Alan Sepinwall de Uproxx observó que la química entre los dos en “Beyond the Wall” parecía fuera de lugar “a pesar de los mejores esfuerzos de[Emilia Clarke]”, pero ¿qué pasa si el “algo fuera” se reduce a que la atracción entre ellos es unilateral, con Daenerys enamorándose de Jon pero no al revés? Es posible que Harington esté actuando como debe, mostrando que este romance es falso por parte de Jon, fingido principalmente para asegurar la cooperación de Dany -y sus dragones y ejércitos- en la próxima lucha contra los Caminantes Blancos.

Cada vez que tenemos una escena que puede ser interpretada como romántica, como la de la cueva en “The Spoils of War”, se ve socavada por la cuestión pendiente: que Daenerys exige a Jon doblar la rodilla a cambio de su ayuda, o por los intentos de Jon de apaciguarla. Podemos ver esto en el trabajo después de la caza de la noche, cuando Jon se despierta en el barco e inmediatamente se disculpa con Daenerys por la pérdida de Viserion, a pesar de que Jon perdió hombres en esa misión, así como a su tío Benjen.

Un momento que los showrunners podrían haber usado para transmitir afecto mutuo es cuando Jon deja Rocadragon para ir a Guardiaoriente, por medio del recurso de “mirar hacia atrás a alguien con anhelo”. Se ha utilizado con buenos resultados en el programa anteriormente, en escenas de despedida entre Ned y Catelyn, Jaime y Brienne, y Robb y Talisa. Si Jon no hubiera mirado a Daenerys por encima de su hombro mientras empuja su barco al agua, entonces podríamos haber tenido algo. Pero en vez de eso se le da esa dirección a Jorah – un hombre que sabemos de hecho que está enamorado de Daenerys – haciendo una distinción entre los sentimientos de Jorah por Daenerys y los sentimientos de Jon por ella.

En la serie también evitan otros tropos románticos. Por ejemplo, no hay tensión romántica entre Jon y Jorah; en cambio, los dos tienen una conversación respetuosa donde Jon se ofrece a darle a Jorah Garra, y Jorah insiste en que se lo quede. Contrasta eso con la rivalidad entre Jon Snow y Orell, el salvaje de la tercera temporada. Orell estaba claramente interesado en Ygritte, y trató de socavar la relación de Jon con ella diciéndole que “nunca se aferraría a ella” y ofreciéndose a Ygritte como una alternativa. Con Jon y Daenerys, no tenemos el tropo del “amante celoso”.

En general, el espectáculo nos da muchas más claves románticas sobre Jon y Ygritte que sobre Jon y Daenerys, desde la forma en que Jon sonríe y bromea alrededor de Ygritte hasta el momento en que comparten una vez que llegan a la cima del Muro, con música arrolladora y una vista panorámica extendida frente a ellos mientras comparten un beso apasionado. Mientras tanto, la escena más íntima que Jon y Dany comparten – su escena de amor en el barco – es más sobre la revelación de la paternidad de Jon que sobre su relación. Y esa revelación establece a Jon como un competidor legítimo al Trono de Hierro, lo que significa que podría ser el enemigo de Daenerys, en lugar de su amante, por la conclusión de la serie.***

La séptima temporada sólo duró siete episodios – el programa no tuvo tiempo de desarrollar una relación entre Jon y Daenerys que hicieron para una pareja como Jon y Ygritte, pero eso no es excusa para que este “romance” sea tan deslucido. Los showrunners saben lo que están haciendo; si quisieran el tiempo para desarrollar un romance apropiado, entonces lo habrían pedido. Gusano Gris y Missandei sólo tuvieron una escena juntos esta temporada – una escena de amor – y fue más íntima que cualquier cosa que Jon y Dany compartieron.

Considerando todas las cosas, una rivalidad parece más probable que un romance. ¿De qué sirve revelar el parentesco secreto de Jon con Targaryen si no proporciona conflicto? Si Jon y Daenerys estaban destinados a enamorarse y terminar la serie como gobernantes de los Siete Reinos, entonces Jon siendo el bastardo de Ned Stark serviría mejor a la historia; eso crearía una verdadera alianza entre el Norte y el Sur. Pero como el público ahora sabe, Jon es el heredero del Trono de Hierro, no del Rey en el Norte. Si esto no causa enemistad entre Jon y Daenerys – este último de los cuales cree que es el último de los dragones, y la legítima sucesora del Trono de Hierro – entonces todo el bombo que rodea el secreto de los orígenes de Jon es anticlimático.

Eso es a menos que creas que una restauración Targaryen está sobre nosotros, en cuyo caso no hay nada más que debatir. Pero recuerden que el título original del último libro de la serie Song of Ice and Fire fue A Time for Wolves (Tiempo de lobos) – algo me dice que, al fin y al cabo, los lobos triunfarán.

¿Dónde están las verdaderas lealtades de Jon?

Existen paralelismos entre Jon y Ned a lo largo de la temporada 7. Ned es un buen hombre, pero no era perfecto. Debemos tener en cuenta la advertencia de Sansa a Jon en el estreno de la temporada 7:

Tienes que ser más listo que papá. Tienes que ser más listo que Robb. Los amaba, los extraño, pero cometieron errores estúpidos y ambos perdieron la cabeza por ello.

A Jon, así como al público, se le recuerda que, para ganar el juego de los tronos, es necesaria una medida de crueldad. A veces, el honor personal debe ser sacrificado por un propósito mayor. De lo contrario, Jon sigue los pasos de su padre tío y hermano primo, probablemente a su propia tumba… de nuevo.

Y aun siendo tan honorable como era Ned, era capaz de engañar al servicio de lo que él creía que era el bien mayor, sobre todo cuando crió a Jon como su propio hijo, sin compartir nunca el secreto que su hermana le rogaba que protegiera, ni siquiera con su esposa. Del mismo modo, Jon engañó a los salvajes cuando se infiltró en sus filas, y no estaba por encima de usar los sentimientos de Ygritte hacia él para su beneficio. Es cierto que Jon se enamoró de Ygritte, pero no hasta el punto en que abandonó su deber con la Guardia de la Noche; estaba con ella en parte porque quería estarlo, y en parte porque si no hacía algo para convencer a los salvajes de que estaba de su lado, lo matarían.

En la temporada 7, el deber de Jon es hacia el Norte, su familia, y en el gran esquema de las cosas, hacia la humanidad. Si no abandono la Guardia de la Noche por Ygritte – un romance que vimos progresar – no abandonara el Norte por un romance con Daenerys que no ha sido desarrollado.

Cuando Robb se retractó de una promesa que había hecho por amor a una mujer de Essos, perdió valiosos aliados y, finalmente, su vida. Si Jon realmente le ha doblado la rodilla a Daenerys por cualquier otra razón que no sea un esfuerzo desesperado por sobrevivir, está repitiendo ese error. Más que eso, si Jon cediera la independencia del Norte, estaría traicionando a los miembros de su familia que murieron defendiéndola -Robb y Catelyn en la Boda Roja- y a los que lucharon por recuperarla de los Bolton, a saber, Sansa, por no mencionar a todos los banderizos del Norte que perecieron y sufrieron por ella en el camino.

¿Es inmoral que Jon use el afecto de Daenerys por él de esta manera? Eso se reduce a una opinión personal. En Juego de Tronos, la moralidad es más matizada y realista que lo bueno contra lo malo, o el negro contra el blanco, o el “amor lo conquista todo”. Aunque el amor romántico es parte del programa, tiene una historia terriblemente desordenada – sólo pregúntele a Shae, Ygritte, Khal Drogo, Ned Stark, Catelyn Stark, y muchos otros. Más confiable es el amor por los miembros de la familia, el amor por el país, e incluso el amor y la lealtad por instituciones como la Guardia de la Noche. ¿Hasta dónde llegarán estos personajes para proteger lo que más aman?

Así como Jon es consciente de cómo está jugando el juego político, también reconoce que su duplicidad no está necesariamente a la par de su moralidad.† Podemos ver un indicio de esto en el intercambio de Jon con Theon Greyjoy en la final de la temporada 7:

THEÓN: “Lo que hiciste en Desembarco del Rey, lo que dijiste… Podrías haberle mentido a Cersei, acerca de doblarle la rodilla a Daenerys. Arriesgaste todo para decirle la verdad a un enemigo”.

JON: “Fuimos allí para hacer las paces, y me parece que tenemos que ser honestos el uno con el otro si alguna vez vamos a luchar juntos”.

“Siempre has sabido lo que era correcto. Incluso cuando éramos jóvenes y estúpidos. Siempre lo supiste. Cada paso que das, es siempre el paso correcto”.

“No lo es. Puede parecer así desde fuera, pero te prometo que no es verdad. He hecho muchas cosas de las que me arrepiento”.

En un momento, Jon está declarando la importancia de la honestidad en las alianzas, y al siguiente, está admitiendo que “lo correcto” no es tan simple como Theon lo hace parecer. Hay que hacer sacrificios para hacer “lo correcto” -en este caso, derrotar a los Caminantes Blancos-. Mentir a Cersei podría haber socavado la confianza de Daenerys en él, y Jon necesita dragones y ejércitos más de lo que necesita el favor de Cersei, o de sus agotados ejércitos.

En ese momento en Pozodragon, Jon toma una decisión que parece honorable pero temeraria – una repetición de la decisión de Ned de ser honesto con Cersei en la temporada 1 – pero en su esencia, es una decisión estratégica.††

Daenerys Targaryen ha hecho cosas dignas de elogio, y sin duda se ve a sí misma como una heroína asediada – podemos oírlo cuando da un discurso sobre sí misma a Jon Snow en su primer encuentro. “¿Sabes lo que me mantuvo de pie durante todos estos años en el exilio?” le pregunta. “Fe. Ni en dioses, ni en mitos y leyendas. En mí misma. En Daenerys Targaryen. El mundo no había visto un dragón en siglos hasta que nacieron mis hijos. Los Dothraki no habían cruzado el mar, ningún mar. Lo hicieron por mí”. Daenerys se ve a sí misma como alguien especial.

Pero a medida que pasaban las temporadas, Daenerys hizo muchas cosas que eran cuestionables, incluso viles. En la temporada 7, podemos ver esto mientras habla a los soldados sobrevivientes de Lannister después del Ataque del Tren del Botín:

Sé lo que Cersei les ha dicho. Que he venido a destruir vuestras ciudades, a quemar vuestros hogares, a asesinaros y a dejar huérfanos a vuestros hijos. Esa es Cersei Lannister, no yo. No estoy aquí para asesinar, y lo único que quiero destruir es la rueda que ha rodado sobre ricos y pobres, para beneficio de nadie más que de las Cersei Lannister del mundo. Le ofrezco una opción: doblar la rodilla y unirse a mí. Juntos, dejaremos el mundo un lugar mejor del que lo encontramos. O nieguense … y mueran.

Comparen esto con el discurso belicista que Daenerys da a los Dothraki en la temporada 6, donde les pide que “maten a mis enemigos con sus trajes de hierro” y “derriben sus casas de piedra”. Nos preguntamos si Daenerys comprende sus propias intenciones. ¿Ha venido a destruir ciudades y hogares (casas de piedra) y niños huérfanos (matando enemigos con trajes de hierro) o no?

Los propios consejeros de Daenerys expresan su preocupación por sus métodos, como cuando Tyrion y Varys hablan después de ejecutar a los Tarlys:

TYRION:”Todos los gobernantes exigen que la gente doble la rodilla. Por eso son gobernantes. Le dio a Tarly una opción, un hombre que se había levantado en armas contra ella. ¿Qué otra cosa podía hacer?”

VARYS:”¿No quemarlo vivo junto a su hijo?”

TYRION:”Yo soy su Mano, no su cabeza. No puedo tomar sus decisiones por ella.”

VARYS: “Eso es lo que me decía de su padre. Encontré a los traidores, pero no fui yo quien los quemó vivos. Yo sólo era un proveedor de información. Es lo que me dije a mí mismo cuando vi cómo pedían misericordia: yo no soy el que lo hace. Y cuando el tono de sus gritos subió más alto: yo no soy el que lo hace. Cuando su pelo se incendió y el olor a carne quemada llenó el salón del trono: “No soy yo quien lo hace.”

Como señala Varys, la falta de acción sigue siendo un acto de complicidad. “Tienes que encontrar una manera de hacer que te escuche”, le dice a Tyrion. Pero ahí está el problema: Daenerys ya no escucha a Tyrion, así que necesita encontrar un nuevo ángulo. Él ya la ha visto buscar el consejo de Jon sobre el suyo propio, así que vamos a especular que Tyrion – como Jon – utiliza los sentimientos de Daenerys por Jon para beneficio universal.

DAENERYS: “Jon Snow no está enamorado de mí.”

TYRION: “Supongo que te mira con nostalgia porque espera una alianza militar exitosa.”

Voy a seguirle la corriente a Tyrion y decir que vimos explícitamente a Jon mirando a Daenerys “con nostalgia” en vez de así. Y mi respuesta sería: Sí, la mira así precisamente porque quiere una alianza militar exitosa. Jon determina el carácter de Daenerys, necesita su ayuda y sabe que mirarla con nostalgia puede ser la manera correcta de conseguirlo.

Pero, ¿cree Tyrion en lo que está diciendo, o simplemente “encontró una manera de hacerla escuchar”, como aconsejó Varys? La vulnerabilidad de Daenerys radica en sus sentimientos por Jon, y su vulnerabilidad la hace más suave, más heroica, y tal vez menos propensa a actuar sobre ese temperamento que Tyrion llama en la misma conversación.

¿Hacia dónde se dirige todo esto? A pesar de los sentimientos románticos de Daenerys por Jon, lo que se reduce a otra ronda de la Danza de los Dragones, la guerra civil Targaryen que destrozó a Poniente casi 200 años antes del comienzo de la serie. Hay presagios para tal giro de los acontecimientos. Fíjese en las últimas palabras que Jon le dice a Daenerys en “Eastwatch” antes de dejar Rocadragon: “Le deseo buena suerte en las guerras venideras, Su Gracia.” Estas son las mismas palabras pronunciadas por Mance Rayder a Stannis Baratheon antes de que Stannis lo queme, y por Arthur Dayne a Ned antes de su batalla en la Torre de la Alegría. Este diálogo establece un escenario en el que Jon y Daenerys rompen su alianza y se convierten en enemigos.

Pero, ¿qué podría explicar este cambio? La respuesta es simple: la reivindicación de Daenerys al Trono de Hierro se verá amenazada tanto por Jon como por Cersei.

DAENERYS: “No puedo olvidar lo que vi. Pero no puedo fingir que Cersei no recuperará la mitad del país en cuanto marche hacia el norte”.

Jon en el estreno de la temporada 7: “Todo lo que precede a la palabra’pero’ es una mierda”.

A pesar de que Daenerys rescató a Jon del peligro más allá de Muro, ella permanece menos que totalmente comprometida con su causa porque tiene la suya propia. Cersei ha convocado a la Compañía Dorada para reabastecer a su ejército, y podemos apostar que el verdadero parentesco de Jon pronto será revelado. Ambas cosas amenazan el objetivo de Daenerys de sentarse en el Trono de Hierro.

Jon Snow es un aliado, un hombre al que Daenerys ama… pero ¿quién será Aegon Targaryen para ella? Jon puede haber perdido su título como Rey en el Norte, pero ¿creerá ella que él también perderá su derecho al trono?

DAENERYS: “No te he dado permiso para irte.”

JON: “Con todo respeto, Su Gracia, no necesito su permiso. Soy un rey.”

Esto parece el tipo de cosas que ella recordará cuando se revelen los verdaderos orígenes de Jon. Daenerys sabe que Jon no quería doblar la rodilla, y recordará la pelea que dio cuando ella descubra que su afirmación amenaza la suya.

Luego está el título del final de la séptima temporada: “El dragón y el lobo”. Hay otros títulos como éste, y todos siguen un patrón similar:

“El Lobo y el León”, temporada 1: Stark vs. Lannister – La confrontación de Jaime y Ned.
“El león y la rosa”, temporada 4: Tyrell vs. Lannister – Olenna conspira para asesinar a Joffrey, allanando el camino para que los Tyrells tomen el poder a través del matrimonio de Margaery con el más impresionable Tommen.
“La montaña y la víbora”, temporada 4: Martell contra Clegane/Lannister – Oberyn intenta vengarse de su hermana, sobrina y sobrino asesinados matando a la montaña e implicando a Tywin, que dio la orden a la montaña, en sus muertes.

Siguiendo este patrón, “La/El Dragón y el/la Lobo” implica una rivalidad entre Targaryen y Stark, tanto dentro del corazón de Jon mientras lucha con su identidad personal, como externamente como un conflicto militar entre él y Daenerys.

Otro punto a considerar es que Daenerys todavía no sabe del asesinato y resurrección de Jon, aunque entre Melisandre y Jon hubo muchas oportunidades para decírselo. Si se entera de esto, es probable que sea otro punto de disputa entre ella y Jon. ¿Cómo reaccionará a la revelación de que Jon fue devuelto a la vida por alguna intervención divina, para un propósito más elevado? Recuerda: Daenerys piensa que es especial en parte porque “El mundo no había visto un dragón en siglos hasta que nacieron mis hijos”… porque ella hizo que sucediera algo imposible. Cuando Melisandre le habla de la profecía del Príncipe Prometido, Daenerys inmediatamente intuye que podría aplicarse a ella. ¿Cuando suceda ,cuando se entere de que Jon Snow también hizo algo imposible?

¿Rechazará el Norte a Jon como su líder, y reconoce esto como una posibilidad?

El derecho de Jon al Trono de Hierro es legítimo, aunque desconocido. Sin embargo, su posición como el gobernante elegido del Norte es incierta. Él reconoce esto, y se da cuenta de que doblar la rodilla hacia Daenerys pondrá aún más en peligro su posición con su propia gente:

JON: “Mi pueblo no aceptará a un gobernante sureño. No después de todo lo que han sufrido.”

DAENERYS: “Lo harán si su rey lo hace. Te eligieron a ti para guiarlos. Te eligieron a ti para protegerlos”.

Pero, ¿aceptarían a Daenerys sólo porque Jon les dice que deben hacerlo, o simplemente deshonrarían a Jon como su rey? De hecho, Jon ya ha reemplazado el título de “Rey en el Norte” por “Guardián del Norte” a cambio de la ayuda de Daenerys en la guerra. Pero si los norteños deciden expulsar a Jon como su soberano, su título no hará mucha diferencia.

Después de la cacería, Jon le dice a Daenerys que el Norte “vendrá a verte por lo que eres”, una vaga seguridad si es que alguna vez hubo una. Jon conoce a los Señores del Norte, y se ha familiarizado con sus opiniones. Vamos a probar un poco:

…juntándose con una puta extranjera, haciendo que lo maten a él y a todos los que lo siguieron”. Lord Robett Glover, temporada 6
“Tienes que ser más listo que papá. Tienes que ser más listo que Robb”. Sansa Stark, temporada 7
“No se puede confiar en un Targaryen.” Lord Yohn Royce del Vale, temporada 7
“Llamamos a tu hermano Rey, y luego cabalgó hacia el sur y perdió su reino.” Lord Glover, temporada 7
“El Norte recuerda.”

Jon sabe que los norteños estarán en desacuerdo con sus acciones. Dependiendo de cuánto Sansa se ha estado comunicando con él (sabemos que Sansa no había sabido de Jon “en semanas” por el final, pero puede que haya habido cartas que vayan al revés), puede que incluso sepa que los señores están perdiendo la fe en él, y que algunos incluso le pidieron abiertamente a Sansa que ocupara su lugar en “Eastwatch”. En ausencia de Jon, ¿puede Sansa reunir a los Señores del Norte contra los Caminantes Blancos a pesar de lo que ellos percibirán como la traición de Jon?

JON: “¿Y cómo podría ser más inteligente? ¿Escuchándote?”

SANSA: “¿Sería tan terrible?”

Después de este intercambio en el estreno de la temporada 7, Jon busca el consejo de Sansa cuando la nota de Tyrion llega a “Stormborn”, y más tarde le concede el control de Invernalia mientras él no está. “Hasta que regrese, el Norte es tuyo.” Pero ¿seguirá siendo de ella, incluso después del regreso de Jon? Ella podría haber tomado el control en su ausencia, pero en su lugar defendió el título de Jon a sus inconstantes banderines, por lo que parece que la pareja seguirá trabajando juntos, independientemente de sus frustraciones. El lobo solitario muere pero la manada sobrevive, después de todo.

En general, Jon y Sansa han estado trabajando juntos para recuperar, reconstruir y preservar Invernalia y el Norte. De hecho, durante el período previo a la séptima temporada, cuando HBO realizo una lista de los 12 momentos más importantes de las temporadas 1-6, incluyó la escena entre Jon y Sansa en las murallas de Invernalia en “The Winds of Winter”. En esa escena, Jon le dijo a Sansa que tenían que confiar el uno en el otro. “Tenemos tantos enemigos ahora.” No podía saberlo en ese momento, pero Daenerys Targaryen ha demostrado ser una amenaza para la independencia del Norte y, como tal, para el propio Norte. ¿Se convertirá en uno de esos enemigos?

Tendremos que esperar hasta los estrenos de la temporada 8 para ver si alguna de estas especulaciones se confirma, pero nos da cosas para reflexionar en los próximos meses:

¿Se verá Jon obligado a abdicar de su asiento de poder en el Norte?
¿Cómo reaccionará Daenerys ante la noticia de que Jon tiene un derecho al Trono de Hierro que rivaliza con el suyo propio?
¿Sansa, Bran y Arya podrán convencer a sus banderilleros para que mantengan la fe en Jon?
¿Ha jugado Jon todo este tiempo a un juego político, y cómo se desarrollarán las cosas una vez que las fuerzas de Targaryen lleguen a Invernalia?
¿Cómo afectará la revelación de la verdadera paternidad de Jon a sus relaciones y alianzas, y qué significará para las guerras venideras?

Y, sólo porque ha pasado demasiado tiempo sin él… ¿Podemos obtener alguna confirmación de que Fantasma al menos hará un cameo en la temporada final?

Deja un mensaje